Los disfraces de Heidi Klum en Halloween (I)

La famosa modelo alemana Heidi Klum es reconocida a nivel mundial por su estatus de supermodelo y por su larga trayectoria en el mundo de la moda. Además, Heidi Klum en Halloween es conocida gracias a sus atuendos en la noche de brujas más importante del año. ¿Sabes por qué? Aquí, en Andariega Magazine, te lo contamos.

Desde el año 2000, Heidi Klum en Halloween se ha convertido en la reina indiscutible de la festividad. No sólo por su evidente amor por la noche de brujas. También por su dedicación y maestría en cuanto a la elección de los disfraces de Halloween que utiliza para las exclusivas fiestas de Halloween que, cada año, ella misma organiza.

Las fiestas del 31 de octubre de Heidi Klum

Heidi Klum en Halloween ha sabido deslumbrar a los asistentes de sus fiestas del 31 de octubre con sus espectaculares disfraces de Halloween, que han ido desde lo más tradicional, como la vez en que utilizó un disfraz de vampiro, hasta personajes alocados y complejos, como la vez en que se transformó en una Jessica Rabbit de carne y hueso.

Conoce a continuación los 18 disfraces que Heidi Klum en Halloween ha utilizado en los últimos años y juzga por ti misma por qué ella es la Reina de Halloween:

2000: Heidi Klum, la Dominatrix

Éste es el disfraz de halloween «inaugural», el que utilizó para su primera noche de Halloween y, probablemente, el más sencillo utilizado hasta la fecha.

Tal vez por ser el primero, Heidi Klum optó por lo seguro y utilizó un disfraz de Halloween con el que no podía fallar: se vistió como una «muñeca-dominatriz gótica sexy». Suerte para nosotras que para los próximos años decidió arriesgarse más…

2001: Heidi Klum, Lady Klum

Con este disfraz, Heidi Klum dejó claras sus intenciones de convertirse en la reina de Halloween.

Inspirada en el famoso personaje del folclor inglés, la modelo hizo una espectacular entrada a su fiesta de Halloween, vestida como Lady Godiva y montada, nada más y nada menos, que en… ¡un caballo!

2002: Heidi Klum, Heidi Boop

Siguiendo con la espectacularidad que caracteriza a sus disfraces de Halloween, Heidi Klum se transformó en la famosa chica flapper animada Betty BoopDesde las prominentes pestañas hasta el ajustado vestido rojo característico del personaje animado, la modelo lo emuló en todo detalle.

2003: Heidi la chica dorada Klum

Aunque jamás quedó del todo claro de qué iba este disfraz, lo cierto es que este es ahora uno de los clásicos de Heidi Klum. Esta especie de guerrera-alienígena dorada de la que se vistió es uno de sus disfraces más imponentes y brillantes – por obvias razones.

2004: Heidi Klum… ¿la bruja?

A primera vista este atuendo corresponde a un disfraz de bruja: el sombrero de bruja, la escoba de bruja… Todo lo necesario para ser una bruja está ahí. Pero, ¿qué hay con los colmillos de vampiro y el esqueleto colgante? Más que una bruja, Heidi Klum parece haber hecho un homenaje a Halloween, ¿verdad?

2005: Heidi Klum la vampiresa

Puede sonar como un disfraz de Halloween bastante común. Sin embargo, la supermodelo supo llevarlo con toda la elegancia del caso y convertirlo en algo espectacular. Dándole su toque personal, Heidi Klum se transformó en toda una vampiresa, de lo más imponente y sensual.

2006: la Fruta Prohibida

Literalmente. Heidi Klum en Halloween 2006 tomó una clara referencia bíblica y se disfrazó de la manzana-serpiente responsable de que Adán y Eva fueran expulsados del Jardín del Edén. Como dato curioso, ese año la supermodelo estaba embarazada, así que su disfraz de Halloween, a más de original, fue súper conveniente porque le ayudó a cubrir su barriga y estar de lo más cómoda.

2007: Heidi la gata

¿Cómo llevar uno de los disfraces clásicos de Halloween al siguiente nivel? Solo basta con ver a Heidi Klum para saberlo. Detalles como el maquillaje y el espectacular traje que vistió, convirtieron a la supermodelo en el disfraz de gata más original del 2007.

2008: Hei-diosa Kali

Para este año, Heidi Klum eligió uno de los disfraces más impresionantes que se hayan visto: personificó a Kali, la diosa hindú del tiempo y la muerte. La precisión en el detalle y el evidente esfuerzo que puso en este disfraz dieron fruto, pues el resultado final fue hermoso y atemorizante a la vez.